Pasar al contenido principal

¿Cuál es nuestro papel como consumidores?

No está permitido por ley desechar los AEE en el contenedor de residuos domésticos o en cualquier otro contenedor no destinado a estos productos. Sin embargo, existe la posibilidad de desecharlos en un punto limpio de recogida. Los AEE pueden contener sustancias peligrosas y/o nocivas, por lo tanto, al deshacernos de estos productos de manera correcta contribuimos a preservar nuestro entorno. Si tu AEE usado todavía está en buenas condiciones o puede ser reparado, puedes donarlo a alguna organización ONG o dárselo a alguien que lo necesite. Al extender la vida de nuestros AEE usados estamos contribuyendo a una utilización eficiente de los recursos, así como evitando que se generen residuos adicionales.

Política de cookies

En nuestra web utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio cuando vuelvas a visitarnos. Al navegar por nuestra web estás aceptando su uso. Encuentra aquí toda la información sobre nuestra política de cookies.

Acepto